Ir al contenido principal

TWITTER... VERDE ESPERANZA, LIBERTAD PARA IRÁN


Estos días, el servicio de mensajes californiano Twitter, está jugando un importante papel político, al proporcionar a la insurgente oposición iraní un medio de comunicación excepcional.

A través de medio centenar de actualizaciones por minuto en la etiqueta referida a las elecciones iraníes, miles de usuarios que se hacen la conocida pregunta What are you doing? están contando al resto del mundo lo que sucede en Irán, un país que se ha convertido en víctima de un enorme fraude electoral destinado a mantener en el poder al presidente Ahmadinejad.

La etiqueta #iranelection, que marca los comentarios relacionados con los acontecimientos de Teherán y de otras ciudades del país es la más popular y destacada dentro del servicio. Una gran cantidad de usuarios han cambiado sus fotos por otras de tonos verdes y han sustituido los iconos por otros verdes.

Como se sabe el verde, color simbólico del Islam, representa la causa de la resistencia iraní frente al radicalismo fraudulento que pretende amparar en la pureza de un credo cosas injustificables.

Mientras muchos siguen sin tener ni la más ligera idea de lo que es Twitter y de si tiene alguna relación con su vida, para otros, el acceso a la aplicación es ya cuestión de Estado.

_______________________________________________

La simplicidad y rapidez de Twitter hace que sea uno de los servicios más versátiles y eficaces del mundo.

En estos días también se ha convertido en un escenario de lucha política y activismo en pro de la libertad, tiñendo la Red de verde...

Color Verde Esperanza para un servicio destinado a actualizar lo que estás haciendo en menos de ciento cuarenta caracteres.

Entradas populares de este blog

La transparencia en el ejercicio de la representación pública: una respuesta jurídica a las necesidades de la sociedad.

El clamor de la sociedad
La actualidad informativa no deja lugar a dudas y la corrupción, que abarca a políticos y funcionarios de las distintas Administraciones públicas, copa noticiarios y tertulias. España se encuentra alarmada por la evidente escalada que se ha producido en la comisión de delitos contra la Administración pública en concurrencia con otros delitos societarios y económicos.
El panorama es desalentador porque la mayoría de los ciudadanos, que viven acosados por la situación de crisis económica, ven con desesperanza como se han hundido en el fango de la corrupción los que debían resolver el problema. Parece que los otrora líderes se han desentendido de la política como un servicio al interés público para convertirlo en el trampolín desde el que alcanzar sus intereses personales.
Algunas veces los titulares escandalizan más que la realidad, porque los medios de comunicación recogen denuncias interesadas que a la postre resultan mendaces y falsarias. Los enemigos políticos,…

POR EL DERECHO A LA VIDA

Fotografía: bebé no nacido, feto de 18 semanas.

"El crimen mayor está ahora, no en los que matan, sino en los que no matan pero dejan matar".

Ortega y Gasset

PONED EL ORDENADOR DE LOS NIÑOS DONDE PUEDA VERSE

Internet es una herramienta que ofrece a niños y jóvenes un catálogo de posibilidades muy atractivo para su ocio y sus relaciones sociales. Acceder a ese mundo resulta cada vez más fácil y frecuente para ellos, aunque no siempre sea recomendable.

A la mayoría de los padres nos preocupa que nuestros hijos menores puedan mantener contactos con personas desconocidas.

La inmensa mayoría de los adolescentes son usuarios de redes sociales como Tuenti. Y muchos confiesan haber acudido completamente solos a una cita a ciegas concertada por Internet.

La campaña Menores en la red, ¿un juego de niños?, de Panda Security, nos llama la atención acerca de la necesidad de supervisar el uso que hacen los niños de Internet.

No se trata de prohibir, sino de educar para una navegación segura, en un mundo virtual que no es más que la prolongación del mundo real, en el que nos puede pasar todo lo bueno y lo malo que nos ocurre en la vida real.

Los padres debemos preocuparnos por saber con quién mantienen…